sábado, 19 de diciembre de 2009

Ética Empresarial y Buen Gobierno.



El miércoles recién pasado tuve la oportunidad de asistir a la Jornada titulada "Ética Empresarial y Buen Gobierno", organizado por el Colegio Mayor Peñafiel en Valladolid y una serie de otras entidades tales como Caja Burgos o el Foro de Empresarios de Valladolid.
El atractivo principal de la Jornada era la Conferencia del profesor Antonio Argandoña del IESE, quien nos habló de la "Crisis Financiera y la Ética Empresarial, analizando como aspecto central de su conferencia a los vaivenes de la confianza de los individuos, excesiva y descontrolada antes de las crisis, y a niveles mínimos en la actualidad, especialmente desde y en la banca.
De acuerdo con Argandoña, la ética podría haber sido un buen factor importante para impedir algunos actos irresponsbles de las personas, especialmente de los gerentes y hombres de negocios, ayudándoles a ser prudentes, conocer las necesidades de sus stakeholders, escuchar a los demás, admitir errores, confiar para generar confianza, no precipitarse en la toma de decisiones, en conclusión como dice Argandoña en su exposición: "a ser un buen directivo".
Evidentemente nada de eso ocurrió y hoy vemos como estamos sumergidos en una de las peores crisis financieras y económicas de la historia, por la falta de ética, exceso de confianza y ambición extrema de las personas, como los más claros ejemplos del individualismo que caracteriza nuestra sociedad en la actualidad: líquida, postmoderna y un tanto estúpida, parafraseando una de las afirmaciones de Argandoña respecto de la crisis de dirección que originaron el desplome del sistema financiero mundial.
En general, los planteamientos de Argandoña son correctos teóricamente, pero difíciles de transformar en resultados concretos en la actualidad, debido a que como el mismo nos planteaba en su intervención "la ética tiene un fuerte componente endógeno", es la propia persona la que debe construir su ética, seleccionar sus valores, y no se obtiene nada en concreto con imponer exógenamente, desde fuera, una ética a las personas mediante códigos, decálogos y demás herramientas, puesto que probablemente las personas no se sienten ni identificados ni comprometidos con dichas declaraciones y valores impuestos por la Dirección.
Luego de la intervención del profesor del IESE y la habitual ronda de preguntas, se desarrollo una mesa redonda integrada por tres ponentes: el profesor Valentín Azofra de la Universidad de Valladolid, quién además es el fundador del Grupo de Investigación GR-144, uno de los organizadores de la Jornada; la Directora de RSC de Caja Burgos Elsa Martínez Caballero; y finalmente José Félix González, Responsable de RSE de Iberdróla.
El profesor Azofra nos presentó una ponencia de tipo conceptual y fuertemente crítica con la aplicabilidad de la responsabilidad social a las empresas, y especialmente al Gobierno Corporativo, señalando abiertamente que se trata del enésimo intento por democratizar el sistema interno de la toma de decisiones de las empresas, realizando además una defensa extrema del modelo económico neoliberal, algo que para quienes estudiamos a la responsabilidad social inmediatamente nos trae a la palestra los planteamientos de Milton Friedman (1970), uno de los padres del neoliberalismo, quién señala que la única responsabilidad social de los gerentes es obtener el máximo nivel de utilidades para los accionistas.
De esta manera, el catedrático de la UVa se declara abiertamente en contra del tránsito del gobierno corporativo de tipo accionarial hacia uno del tipo stakeholders, así como respecto de otros elementos tradicionalmente carácterísticos del enfoque de responsabilidad social como el triple bottom line, y en general respecto del concepto de partes interesadas, el cual considera ambiguo e inexacto debido a que no se tiene claro hasta donde debiera una empresa extender su preocupación por los intereses de estos grupos, señalando con gran ironía que podría extenderse hasta el más escondido de los microorganismos que habitan el fondo marino.
Resulta evidente que en general no compartimos los planteamientos del profesor Azofra, sin embargo siempre resulta interesante escuchar este tipo de posturas más ortodoxas y críticas respecto del concepto del responsabilidad social, acerca de las cuales si compartimos una crítica de fondo que tiene relación con la aun imprecisa e incierta definición de algunos aspectos clave de la responsabilidad social, que en alguna medida ponen en tela de juicio su aplicabilidad a las organizaciones en general.
Luego se desarrollaron las intervenciones de la Directora de RSC de Caja Burgos, quien nos presentó algunas interesantes reflexiones personales acerca del concepto de responsabilidad social, especialmente desde la perspectiva del concepto de stakeholders, al cual entiende como las partes interesadas que poseen una condición dicotómica: (1) cómo afectan los intereses de la organización; y (2) cómo son afectados sus intereses y necesidades producto del quehacer de la organización.
Finalmente, el Responsable de RSE de Iberdróla destacó como idea principal de su presentación el hecho de que el Balance de la aplicación de la Responsabilidad Social en España en la última década nos deja como conclusión que se han alcanzado mayores niveles de rentabilidad mediática, pero un bajo desarrollo de los aspectos relacionados con la gestión de la responsabilidad social.
Además, González nos señala como los principales éxitos de este período de aplicación de la RSC en el país a la difusión generalizada ante los actores sociales, y la aparición de un nuevo paradigma empresarial; y entre los fracasos: la gran cantidad de definiciones, conceptos y enfoques (14 según el ponente) y el desarrollo sólo de estrategias de RSC reactivas en lugar de estrategias de carácter proactivas que intenten anticipar ciertos efectos del accionar de las organizaciones.
De esta manera, siempre resulta interesante tener la posibilidad de asistir a este tipo de actividades académicas, por lo que damos nuestro en hora buena a todos los organizadores, deseando que se pueda continuar con la realización de este tipo de encuentros a futuro.

2 comentarios:

CM Peñafiel dijo...

Hola Ricardo,
He leído lo que has publicado en tu blog de la Jornada sobre "Ética empresarial y buen gobierno" y me gustaría felicitarte por el resumen que has hecho. Aprovecho también la ocasión, para manifestarte mi intención de seguir organizando eventos relacionados con esta temática. Un saludo y muchas gracias,

Ricardo dijo...

Muchas gracias por el comentario, estaremos atentos de esas próximas jornadas, saludos para ustedes.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...