miércoles, 29 de diciembre de 2010

Reciclaje en las universidades como un ámbito importante de su responsabilidad social.

Para nadie es un misterio que el aspecto medioambiental es un elemento importante de las iniciativas de responsabilidad social que habitualmente desarrollan las organizaciones que buscan alcanzar un comportamiento socialmente resposable, y que junto con los aspectos económicos y sociales configuran lo que se denominan triple bottom line, quizá popularizado con especial relevancia a mediados de los noventa por John Elkington a través de su libro Cannibal with Forks.
Pero en el ámbito de las universidades, la responsabilidad social no sólo debe contentarse con implementar procesos de reciclaje en sus campus para cumplir con este aspecto de su comportamiento socialmente responsable, sino que en la medida de lo posible debe agregarle valor cumpliendo también con las otras facetas de la RSU, en este caso formación, innovación, emprendimiento y transferencia de conocimiento, algo que por ejemplo Foretica también recomienda para las empresas en el caso de la innovación.
Así, en la Universidadad de Antofagasta en Chile están desarrollando un interesante proyecto que reúne todos estos aspectos de la RSU, a través de la Iniciativa UA-RECICLA que contempla además de los habituales contenedores de basura para reciclar los desechos, desarrolla una interesante apuesta de innovación y emprendimiento mediante la "lombricultura" para producir abono con los desechos orgánicos que se reciclen, utilizando para ello cultivos de lombrices quienes se encargan de transformar los desechos en abono.
De esta manera, las universidades no sólo pueden educar a la comunidad universitaria y a la ciudadanía en general implementando en sus campus contenedores de basura que permitan clasificar y reciclar los desechos, sino que también pueden desarrollar interesantes iniciativas utilizando su principal activo: el conocimiento.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...